22 febrero 2010

Biodiversidad: la maravilla del planeta Tierra

La Tierra es el único planeta de nuestro Sistema Solar donde la vida se ha desarrollado y expandido hasta crear la gran diversidad de formas que hoy podemos observar. De los millones de especies de seres vivos que se estima existen sobre este planeta, una sola especie se ha convertido en la causante de los mayores cambios e impactos mundiales, la especie humana.

Biodiversidad o diversidad biológica es toda la variedad de formas de vida en la Tierra. Las especies de plantas, animales, y microorganismos, la enorme diversidad de genes en esas especies y los diferentes ecosistemas del planeta, son parte de la diversidad biológica. La biodiversidad que actualmente observamos es el resultado de cerca de 3.5 mil millones de años de evolución. Desde el origen de los humanos modernos hace unos 200.000 años, todas nuestras sociedades han reconocido la importancia de la naturaleza y su biodiversidad para nuestra vida y la necesidad de mantener relaciones armoniosas. El año 2010 fue declarado por las Naciones Unidas como el Año Internacional de la Biodiversidad con el objetivo de incrementar la conciencia humana sobre la importancia de la biodiversidad en todo el mundo y que se requiere el esfuerzo mancomunado de todos para conservarla en beneficio de todo el planeta y de nuestras futuras generaciones.


Se estima que en nuestro planeta existen entre 10 a 30 millones de especies diferentes de seres vivos. Sin embargo, solo cerca de 3 millones de estas especies han sido descubiertas y nombradas por la ciencia; la gran mayoría permanece oculta en las profundidades de los mares y en los bosques tropicales.

La biodiversidad se cuenta usualmente por el número de especies. Las estimaciones sobre el número total de especies vivas en la Tierra es aún incompleto debido a que la gran mayoría son microorganismos e insectos. De hecho, los insectos comprenden casi la mitad de las especies actualmente conocidas. Frecuentemente, expediciones científicas que visitan zonas poco estudiadas descubren nuevas especies de plantas y animales. Una especie se puede definir como el conjunto de poblaciones de organismos vivos que tienen características genéticas únicas.

A lo largo del planeta, esta biodiversidad no se encuentra uniformemente distribuida y existen zonas llamadas "zonas calientes", o "hotspots" en Inglés, donde se concentra la mayor parte de especies de plantas, animales y microorganismos de la Tierra. Mayormente ubicadas en las áreas tropicales, estas zonas calientes cubren tan solo el 10% del área total terrestre, pero albergan a más del 80% de toda la diversidad de vida del planeta.

Una selección de las cinco "zonas calientes" más importantes del mundo incluye a:



Los Andes Tropicales
La región más rica y diversa del Planeta Tierra contiene cerca de un sexto de todas las plantas del mundo en menos del 1% de la superficie terrestre. Esta zona caliente se extiende a lo largo de los Andes de Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia y tiene la mayor variedad de anfibios del mundo, con casi 700 especies diferentes. Entre algunas de las maravillas que se encuentran en los Andes Tropicales está la Bromelia o Huicundo Andino, una planta que apenas a los 100 años empieza a reproducirse; el Loro Orejiamarillo, un guacamayo verde con doradas plumas que solo construye su nido en el tronco de las Palmas de Ramos; el Oso de Anteojos, el único oso de América del Sur, considerado un poderoso espíritu por los antiguos pueblos indígenas Andinos. Solamente un cuarto de los bosques en los Andes Tropicales aún existe y la región está permanentemente amenazada por la tala indiscriminada, la minería ilegal o mal desarrollado, la extensión irracional de monocultivos y las plantaciones de narcóticos.

La zona de Tumbes-Chocó-Magdalena
Se extiende desde el sur de Panamá hacia el occidente de Colombia y de Ecuador. Tiene una altísima cantidad de especies de animales endémicos, es decir únicos, incluyendo al Pájaro Paraguas o Pájaro Toro, un ave negra de casi medio metro que produce sonidos fuertes y profundos que son utilizados en fantasmagóricas serenatas realizadas por los machos para atraer a las hembra. En Ecuador, esta zona prácticamente ha desaparecido, quedando menos del 2% de su área original. Desde inicios de la era Republicana fue aquí donde se talaron los bosques para dar paso a extensas zonas de cultivo, lo cual sumado a la cacería y matanza indiscriminada de grandes aves y mamíferos, ha provocado casi su completa desaparición.

Los bosques tropicales del Occidente de África
Son el hogar de más de un cuarto de los mamíferos conocidos, incluyendo a más de 20 especies de monos y tres de las especies de simios más cercanas a la especie humana, los chimpancés, bonobos y gorilas. La tala indiscriminada, la minería, la cacería y matanza de animales, así como la constante inestabilidad política que ha resultado en continuas guerras civiles en la región han producido extremos impactos en esta zona. Estas amenazas actualmente hacen peligrar el futuro a corto plazo de especies como los GidiGidi, unos pequeños búfalos de menos de 1 metro de alto que habitan en lo profundo de la foresta alimentándose de frutas; los hipopótamos pigmeos, que al contrario de sus gigantescos parientes solo llega a los 80 cm de alto, y de los cuales quedan menos de 3000 individuos.

Madagascar
Esta gigantesca isla localizada al este del continente Africano en el Océano Índico es sorprendente por la cantidad de plantas y animales únicos que no viven en ningún otro lugar de la Tierra, incluyendo 11.600 especies de plantas, 115 de aves, y 51 de lémures, primitivos primates que por su carisma son los embajadores mundiales para la conservación de la isla y que se vieron plasmados en la famosa película animada Madagascar.


 El suroeste de Asia
A lo largo de más de 3 millones de kilómetros cuadrados, el Asia tropical apenas nos está revelando sus tesoros de biodiversidad. En tan solo la última década, seis grandes mamíferos se han descubierto en esta zona, incluyendo tres especies de ciervos, un mono, un conejo manchado, y el extraño Saola, una rara especie de antílope del que se conocen solo 11 individuos. Esta zona caliente también tiene una increíble cantidad de tortugas acuáticas endémicas, más de 1300 especies diferentes de aves y alberga a orangutanes y rinocerontes. Desafortunadamente, la deforestación y el comercio ilegal de animales han devastado la biodiversidad de esta zona.

Imágenes: Wikimedia Commons

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario, será publicado en breve! Tus comentarios alimentan mi blog!
Thanks for your comment! It will be published shortly. Your comments feed my blog!