24 febrero 2010

Descubren dinosaurio venenoso emparentado con las aves

En 1999 el descubrimiento de Sinornithosaurus en el noreste de China causó gran sensación porque era el quinto dinosaurio emplumado descubierto. Sin embargo, esta especie que vivió hace 125 millones de años no deja de sorprendernos, pues un equipo de paleontólogos chinos y estadounidenses acaba de revelar que tenía veneno en sus colmillos para ayudarle a capturar las presas.

El profesor de la Universidad del Noreste de China Gong Enpu, quien dirigió al equipo investigador, dijo: “Este descubrimiento aporta información sobre cómo los organismos evolucionaron en la producción de toxinas. Sinornithosaurus tenía largos y acanalados dientes en la mandíbula superior, algo inusual en los dinosaurios y similar a los colmillos de serpientes y lagartos. También tienen una superficie lateral en la mandíbula superior que podría haber albergado una glándula secretora del veneno. Los dientes eran demasiado largos para que el dinosaurio pudiera sólo con ellos atrapar y devorar a su presa"

Basados en esta evidencia, se puede afirmar que este particular dinosaurio era venenoso. De hecho, es el primer reptil venenoso conocido en el linaje que conduce a las aves modernas. Es un pájaro venenoso se mire como se mire, aseguró Larry Martin, paleontólogo y coautor del descubrimiento, que se publico en la famosa revista de la Academia de Ciencias de Estados Unidos.


"Sinornithosaurus se alimentaba probablemente de aves. Se presume que descendía tras permanecer oculto en un árbol y atacaba por la espalda. Los dientes eran suficientes como para penetrar a través de las plumas de un ave y cortar la piel de modo que el veneno pudiera entrar en la sangre. El veneno probablemente no era mortal, pero impedía a la presa atacar o escapar. Una vez que inoculaba el veneno, la presa entraba en shock y Sinornithosaurus podía devorarla sin problemas”.

Sinornithosaurus, nombre que en chino significa ave-reptil, era un dinosaurio relativamente pequeño con un cuerpo de no más de un metro de longitud y es un pariente cercano de las aves. Los primeros restos fósiles de esta especie proveyeron elementos clave que demuestran que las aves evolucionaron a partir de los dinosaurios sin lugar a dudas. Existen al menos dos especies de Sinornithosaurus, con características que remiten a primitivos sistemas de veneno, pero es la especie Sinornithosaurus millenii la que tiene los colmillos más largos. Un pariente cercano, Microraptor, es el siguiente dinosaurio que los investigadores planean examinar en detalle en busca de un posible sistema de veneno similar.

Imágenes: Wikimedia Commons

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario, será publicado en breve! Tus comentarios alimentan mi blog!
Thanks for your comment! It will be published shortly. Your comments feed my blog!